Gastritis hemorrágica. Causas, tratamiento y consecuencias

Gastritis hemorrágica

La gastritis hemorrágica es causada por cambios inflamatorios en la mucosa gástrica, la formación de múltiples erosiones hemorrágicas y lesiones planas. El segundo nombre es la gastritis corrosiva. Se caracteriza por lesiones necróticas de tejidos gástricos.

Cuadro clinico

Las manifestaciones de la gastritis hemorrágica coinciden con otros tipos de gastritis, pero tiene algunos signos adicionales peculiar solo. Todos los síntomas de la gastritis se dividen en dos categorías: local y general. Local: solo se producen procesos en la parte afectada, en el estómago. General – Manifestado en todo el cuerpo. El cuerpo reacciona bruscamente a una falla en cualquier órgano e intenta con todas sus fuerzas de señalar que todo no está bien con él.

Gastritis hemorrágica

Síntomas de gastritis hemorrágica:

  • pesadez;
  • náuseas;
  • acidez;
  • debilidad general del cuerpo;
  • fatiga rápida;
  • mayor irritabilidad;
  • palidez;
  • transpiración;
  • somnolencia;
  • angustia intestinal;
  • sangrado estomacal;
  • vómitos (parece techo de café);
  • mareo;
  • palpitaciones.

Causas

Sin embargo, la gastritis hemorrágica, como cualquier otra enfermedad, no ocurre por sí solo. Hay varias razones por las cuales aparece la gastritis corrosiva. La mayoría de las veces ocurre debido al largo abuso de bebidas alcohólicas, ingestión de sales, álcalis o ácidos en el estómago. Los médicos llaman a una de las causas más del desarrollo de la gastritis la apariencia en el cuerpo de la bacteria Helicobacter pylori. En el estómago humano, este microorganismo insidioso entra con mala agua y alimentos de baja calidad. Al diagnosticar, es importante realizar un estudio para determinar las bacterias especificadas.

El principal agente causal de la gastritis es la bacteria Helicobacter pylori.

Diagnóstico

El diagnóstico de «gastritis hemorrágica» se realiza solo después de varios estudios y pruebas para confirmar la presencia de la enfermedad. Gracias a las acciones enumeradas a continuación, es posible decir con certeza sobre el tipo de gastritis, la evaluación de la condición del órgano enfermo, las funciones perturbadas y el grado de lesiones gástricas.

Gastritis hemorrágica

  • Diagnostico clinico. El primer estudio realizado con el paciente. Incluye recopilar información y analizar las quejas del paciente, datos de examen, la condición del paciente. Por estos motivos, se realiza un diagnóstico preliminar. Lo más importante, en esta etapa, se elabora un plan adicional para el diagnóstico.
  • Diagnóstico endoscópico (gastroscopia) y biopsia. La gastroscopia se realiza utilizando un tubo flexible especial con un sistema de fibra óptica (gastroscopio) en el interior. Se inserta a través de la boca y el esófago. Se ve la condición del estómago. En biopsia, se toman células y tejidos para determinar con precisión la composición celular, posteriormente toda la condición del estómago.
  • Diagnóstico de laboratorio. Este tipo de estudio incluye un análisis de sangre general y bioquímico, análisis clínico de orina y heces, así como el análisis de heces para determinar la sangre oculta. Se determina la presencia de infección en el cuerpo.
  • Ultrasonido del hígado, la vesícula biliar y el páncreas. Además de la gastritis, se pueden detectar enfermedades concomitantes que requieren tratamiento.
  • Electrogastroenterografía. Detrás de este largo nombre incomprensible se encuentra una definición bastante simple. Vamos a desglosarlo en orden. Función motor y evacuatoria del estómago: el proceso de mover los alimentos a través del tracto digestivo, procesar, mezclar con jugo gástrico. De hecho, una de las funciones más importantes del tracto gástrico. Esto es lo que examina la electrogastroenterografía: qué tan bien puede funcionar el estómago.

Tratamiento

La gastritis hemorrágica es una enfermedad bastante grave. El tratamiento en el hogar no está indicado, representa una seria amenaza para la vida, solo en el hospital, ambulatoria. Si hay complicaciones graves en forma de erosión ruptura o el comienzo del sangrado, solo los médicos podrán proporcionar la ayuda adecuada. De lo contrario, el paciente enfrenta la muerte y la muerte bastante dolorosa. Pero nadie necesita esto, ¿verdad? Siga todos los requisitos del médico.

Gastritis hemorrágica

El tratamiento comienza con el hambre completa durante varios días y tomando medicamentos. Esto calma la mucosa, elimina los factores irritantes. Los medicamentos ayudan a sanar la úlcera y restaurar la capa protectora del estómago. Si la gastritis hemorrágica se debe a la aparición de heliobacterias, entonces la terapia con antibióticos es obligatorio. Un papel importante en la recuperación tiene un papel importante en la nutrición y la dieta adecuadas. El médico emitirá todas las recomendaciones necesarias, lo que ayudaría al estómago a recuperarse y no dejará que aparezcan nuevas úlceras.

Leer también:

Consulte a un médico con cualquier síntoma sospechoso. Si vomita sangre, dolor persistente agudo en la región pancreática, llame a una ambulancia. Tu salud está en tus manos.